Mostrando entradas con la etiqueta Soberanía. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Soberanía. Mostrar todas las entradas

martes, 21 de mayo de 2019

La ONU se prepara para pedir al Reino Unido la devolución de la soberanía del Archipiélago de Chagos

(Infobae.com) - Se trata de uno de los 14 Territorios de Ultramar de la corona británica, últimos vestigios del Imperio, y era reclamado por la República de Mauricio desde 1965. Se espera que la Asamblea Nacional vote abrumadoramente a favor de su devolución y el levantamiento de la base militar que mantiene allí Estados Unidos
Archipiélago de Chagos (Reuters)
La Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU) se prepara para aprobar el miércoles por abrumadora mayoría una resolución que insta al Reino Unido a entregar la soberanía del Archipiélago de Chagos, en el océano índico, a la República de Mauricio, que lo reclama desde 1965, informó el peridóico The Guardian.

La votación busca dar apoyo a la reciente decisión de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) emitida en febrero y que solicita el fin de la administración británica sobre estas islas, conocidas en el Reino Unido como el Territorio Británico del Océano Índico, que constituyen uno de los últimos vestigios del Imperio Británico.

La resolución de la Asamblea Nacional de la ONU será un duro golpe para el Reino Unido y pondrá mayor presión sobre todos los 14 Territorio de Ultramar de la Corona Británica, entre los que figuran Gibraltar, reclamado por España, y el de las Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich, reclamadas por Argentina.

También será un golpe para Estados Unidos, aliado estratégico del Reino Unido que comparte con este último una importante base militar en la isla Diego García, parte del archipiélago.

Estas instalaciones navales y de la Fuerza Aérea estadounidense han alojado bombarderos nucleares y distintos buques de guerra en apoyo a operaciones bélicas, contra el terrorismo y contra la piratería en la región.

Al momento, Londres y Washington estaban manteniendo conversaciones con sus principales aliados para que votaran en contra de la resolución o, cuanto menos, se abstuvieran.

En el contexto del Brexit, la salida del Reino Unido de la Unión Europea, y los persistentes desencuentros entre el presidente Donald Trump y los gobiernos europeos, no se esperaba que la iniciativa tuviera éxito.

Mauricio ha logrado el apoyo de más de 100 de los 197 miembros del organismo internacional, ante la votación que tendrá lugar el miércoles.

El Reino Unido tomó posesión de las Islas en 1814 y retuvo el control en 1968 luego de la independencia de Mauricio. En 1965 había firmado el acuerdo de concesión de la base militar a los Estados Unidos. En aquel momento los 2.000 pobladores del archipiélago de Chagos fueron expulsados en masa y reubicados en Mauricio y las islas Seychelles.

Mauricio considera que Londres "desmembró ilegalmente" su territorio y ha presentado varios procesos judiciales, el primero en 1975. 

Ni la decisión de la CIJ, considerada consultiva, ni la resolución de la Asamblea General tienen efectos vinculantes con el Reino Unido, por lo que nada asegura que finalmente Londres ceda la soberanía. Pero genera más presiones sobre las últimas posesiones coloniales del planeta, potenciado por el desmembramiento parcial de la UE que ha significado el Brexit.

lunes, 17 de septiembre de 2018

Contra las cuerdas, Maduro se entrega a China y le cede gran parte del negocio petrolero

(Clarin.com) - Los acuerdos de crudo y minería llegan hasta el nivel político. Xi Jinping dijo que el intercambio de experiencias incluirá la forma de gobernar el país caribeño.

El presidente Nicolás Maduro fue recibido con todos los honores por su par chino, Xi Jinping. (AFP)

El gobierno de Nicolás Maduro, agobiado por una crisis perenne, decidió cobijarse aún más en China, pero aceptando pagar un alto costo. En el encuentro que mantuvieron este viernes en Beijing, el presidente Xi Jinping dejó en claro cuál sería el precio del relacionamiento. “China está dispuesta a reforzar el intercambio de experiencias con Venezuela sobre la forma de gobernar el país”, sentenció el mandatario oriental, marcando así de qué lado del escritorio quedaba cada uno.

Maduro viajó al gigante asiático buscando financiamiento para poder restablecer su destruida estructura económica. Sólo consiguió colocar las últimas joyas que le quedan al país: su producción petrolera y minera.

Le vendió a los chinos una participación del 9,9% más en la empresa conjunta de bajo costo Sinovensa, donde China Natinal Petroleum Corporation ya tiene una cuota del 40%. También firmó un memorando de cooperación en el bloque 6 de Ayacucho, ubicado en la riquísima Faja del Orinoco, el mayor reservorio de crudo del mundo. Implica la perforación de 300 nuevos pozos por parte de las empresas chinas.

Venezuela, donde el crudo representa 96% de los ingresos, enfrenta una abrupta caída de su producción con 1,23 millones de barriles diarios, según la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP). Es el nivel más bajo en los últimos 30 años, un derrumbe que le impidió beneficiarse del repunte de las cotizaciones.

China tiene fuertes inversiones en petróleo y es el principal acreedor de Venezuela, a quien le ha concedido préstamos por unos 50.000 millones de dólares en la última década, pagaderos principalmente con crudo. Pese a tener las mayores reservas de petróleo del mundo, Caracas adeuda aún unos 20.000 millones de dólares.

Con este viaje Maduro no sólo buscaba refinanciar el pago de esa deuda, sino también volver al país con un nuevo crédito de 5.000 millones de dólares, dinero fresco para calmar el malestar interno, según la consultora venezolana Ecoanalítica.

Pero no hubo avances en ese sentido. En su discurso, el presidente venezolano dijo que se “intensificaron los lazos” y se acordó “financiamiento para el desarrollo”, pero en ningún momento habló del nuevo préstamo.

Como su aliado estratégico en la región, China invirtió sólidamente en Venezuela y le dio créditos para mejorar su economía. Sin embargo, el flujo de efectivo se detuvo hace casi tres años cuando Caracas solicitó un cambio de los términos de pago en medio del colapso económico y la hiperinflación, que este años llegará a 1.000.000%, según el FMI.

Ahora parece reactivarse la relación, dentro del proyecto chino de expansión global. China siempre se benefició de la relación con Venezuela y las inversiones en grandes proyectos en el país “están obteniendo buenos resultados”, le dijo Wang Youming, del Instituto de Estudios Internacionales de China, al Global Times.

Beijing nunca “desperdició dinero” en Venezuela, aclara, por si hiciera falta. De acuerdo a las estadísticas oficiales, el comercio entre China y Venezuela alcanzó el año pasado los 8,92 mil millones de dólares.

Wang también señaló que el país sudamericano necesita diversificar su economía. Hacia allí apuntan los 28 acuerdos firmados con China. Las empresas del gigante asiático permitirían desarrollar el comercio electrónico, la fabricación de maquinaria y los artículos domésticos.

Hay otro punto destacado en este acercamiento. Maduro firmó un memorándum de entendimiento por el cual Venezuela se suma a la ambiciosa iniciativa de la nueva Ruta de la Seda. Así se convierte en el segundo país sudamericano, tras Uruguay, que acepta sumarse.

Este programa, que los observadores comparan con el “Plan Marshall” estadounidense de la II Guerra Mundial, prevé inversiones chinas millonarias en obras de transporte y telecomunicaciones.

La nueva Ruta de la Sed implica conectar comercialmente a países de Europa, Asia y Oriente Medio. También incluye una ruta marítima paralela, un “cinturón” que enlace todo el mundo. De ahí su nuevo nombre “Belt and Road” (Cinturón y Ruta). Una iniciativa monumental que afecta a 60 países. Si se realiza, comprenderá el 75% de las reservas energéticas y el 70% de la población global.

El viernes, en Beijing, Maduro diferenció a China del “imperialismo” de EE.UU. La superpotencia asiática, opinó, diseña para el planeta un destino “sin imperio hegemónico que chantajee, que domine”. A su lado, Xi Jinping lo miraba sonriente.

lunes, 11 de junio de 2018

La batalla por controlar la Antártida

Resultado de imagen para La batalla por controlar la AntártidaPor LESLIE HOOK Y BENEDICT MANDER - Cronista.com
La competencia por los recursos naturales, la investigación y el turismo están presionando al tratado de la época de la Guerra Fría que garantiza el orden en el continente.

La Antártida es un continente sin gobierno. Lo más parecido que tiene es una aburrida oficina de 10 personas, con un pequeño letrero sobre su puerta de madera en Buenos Aires que dice Secretaría del Tratado Antártico. Éste es el grupo cuyo trabajo es mantener las cosas funcionando sin contratiempos entre las 53 naciones que juntas gobiernan la Antártida. 

Si eso parece un sistema quijotesco para un continente del doble de tamaño de Australia y que contiene enormes recursos naturales sin explotar, lo es. Pero el idealismo que lo sostiene es muy claro.

Una de las cosas asombrosas es que la Antártida es el único continente donde las personas trabajan conjuntamente por la paz y la ciencia, dice Jane Francis, directora del British Antarctic Survey, quien asistió la semana pasada a la Reunión Consultiva Anual del Tratado Antártico, en la cual se reúnen todas las naciones. Parece increíble que tras sólo dos semanas 53 naciones puedan llegar a un acuerdo.?.?.? Se puede lograr en este mundo.

Sin embargo, no todos están de acuerdo. Y en la reunión de la semana pasada en la capital argentina, se pudieron apreciar algunas de esas divisiones. Hay una cifra cada vez mayor de problemas que el Sistema del Tratado Antártico, el cual ha mantenido el orden en el continente durante casi seis décadas, tiene dificultades para solucionar. Desde el cambio climático hasta la pesca, los nuevos desafíos geopolíticos que enfrenta la Antártida son cada vez son más difíciles de solucionar para
un grupo que se basa en el consenso.

Una de las cosas que necesita el sistema de tratados es un nuevo tipo de visión, dice Klaus Dodds, profesor de geopolítica de la Royal Holloway University de Londres, y un experto en gobernanza de la Antártida. Uno en el que las partes sean explícitas sobre lo que están intentando hacer.

La reunión de Buenos Aires fue típica: produjo una serie de acuerdos sobre cuestiones relativamente intrascendentes, como nuevas regulaciones para el uso de drones, y directrices para sitios patrimoniales (como la cabaña construida por Ernest Shackleton y su equipo hace más de 100 años).
Pero los problemas más escabrosos - por ejemplo, qué sucede cuando los países violan las normas del tratado - casi nunca se abordan. A científicos y diplomáticos les preocupa cada vez más que el sistema existente no pueda manejar las nuevas presiones. 

Lo que está en juego es el último continente virgen, el cual contiene la mayor reserva mundial de agua dulce, grandes reservas potenciales de petróleo y gas y la clave para comprender cuán rápidamente el cambio climático afectará el mundo mediante el aumento del nivel del mar.

Lo que estamos viendo en este momento.?.?. es como un letargo entre las partes del tratado para tomar las medidas necesarias, dice Daniela Liggett, profesora de geografía de la Universidad de Canterbury de Nueva Zelanda. El último gran protocolo vinculante en el sistema de tratados entró en vigor hace 20 años, agrega. Cualquier nuevo protocolo debe ser aprobado por consenso, por lo que incluso un país discrepante tiene efectivamente poder de veto.

Las mayores áreas de tensión son aquéllas que afectan los crecientes intereses económicos y estratégicos en la Antártida, como el turismo y la pesca (la minería está prohibida). Los signatarios del tratado, que data de 1959, acordaron dejar de lado sus reclamos territoriales y utilizar el continente solamente con fines pacíficos.

Sin embargo, el creciente número de signatarios ha hecho que el sistema sea difícil de manejar: En 1980, sólo 13 países tenían un estatus "consultivo" que les permitía tomar decisiones importantes en asuntos del tratado; ese número ha aumentado a 29, lo cual representa un grupo diverso que va desde Finlandia hasta Perú, India y Bélgica. Mientras tanto, el número de estaciones de investigación científica permanentes en la isla, un indicador de la actividad, ha aumentado a más de 75. 

En particular, China ha construido bastantes nuevas estaciones de investigación desde que se unió al tratado en 1983, y las aprobaciones ambientales para su última y quinta base han causado división entre los miembros del tratado. "Los recursos siempre han sido el gran detonante", dice el Profesor Dodds. "Una vez que las cosas se ponen más explícitas sobre la explotación de los recursos, surge el problema preocupante de a quién le pertenece la Antártida. Ése es el problema que atormenta al Tratado Antártico y al sistema de tratados en general".

Esa ansiedad está creciendo conjuntamente con la importancia de la Antártida. El continente está cubierto por una capa de hielo de hasta una milla de espesor y representa una ventana que muestra cómo está cambiando el planeta. Las temperaturas en algunas partes de la Antártida están aumentando mucho más rápidamente que el promedio mundial, y el ritmo de deshielo de los glaciares allí ayudará a determinar cuán rápidamente subirán los niveles del mar en el futuro. 

lunes, 30 de abril de 2018

Una frontera invisible enfrenta a chilenos y argentinos en Chubut

Por Carlos Guajardo - Clarin.com
Es por los reclamos de familias dueñas de tierras que pasan de un país a otro. El tema ya llegó a Cancillería.
Vista. Las casas de techo rojo son argentinas. El pico de la Cordillera marca el inicio de Chile. (Diario Jornada/Daniel Feldman)
Vista. Las casas de techo rojo son argentinas. El pico de la Cordillera marca el inicio de Chile. (Diario Jornada/Daniel Feldman)

Es una zona de clima áspero, donde las casas aparecen desperdigadas, la población es escasa y el paisaje está dominado por la imponente Cordillera. Allí la frontera se convirtió, en la vida cotidiana, en un trazado difuso. Así surgió un problema de límites con Chile que preocupa al intendente de la localidad chubutense de Río Pico y ya llegó a la Cancillería Argentina y al Congreso. Son reclamos de familias, tanto argentinas como chilenas, que son propietarias de predios que pasan de un país a otro y ahora solicitan la posesión de las tierras para sus respectivos países.

El conflicto aún está en una etapa de diálogo a nivel local. Ante la consulta de Clarín, el intendente de Río Pico, Marcos Machado reconoció que “el tema no va a ser de fácil solución”, aunque afirmó que por ahora “no requirió la intervención de los gobiernos de ambos países". Por ahora las tratativas se están dando entre Machado y el alcalde Nelson Opazo, quien está al frente de Lago Verde,el pueblo chileno ubicado justo al otro lado de la Cordillera con el que existe el problema.

Si bien los reclamos parte de familiares propietarias, la permeabilidad de la frontera se hace evidente con un viejo cementerio chileno de Lago Verde, cuyos terrenos se encuentran del lado argentino.

Según explicó Machado todo comenzó el 4 de marzo, cuando el alcalde de Lago Verde visitó Río Pico por su aniversario.

En este encuentro binacional, el alcalde chileno les planteó a las autoridades de la municipalidad de Río Pico que un vecino argentino estaba ocupando tierras que pertenecen a un propietario chileno, en el lado trasandino.
“Me planteó estas diferencias que hay con respecto a los límites e incluso el cercado con alambre. Decidimos hacer una reunión a fines de marzo, donde vimos este tema puntual y también para tener otro tipo de relación desde el punto de vista cultural y deportivo”, recordó.

Si bien las perspectivas son favorables ya que las dos localidades tienen una excelente relación, pero para Machado “hay que solucionar este tema lo antes posible sobre todo por la gente que está habitando esas tierras”.

Machado detalló los reclamos que son parte del conflicto. “A la altura del Hito 39 y 40 hay una familia argentina de apellido De Medero que ocupa ese campo desde hace muchos años. Son 150 hectáreas de las cuales claramente hay 3 del lado argentino. Es una especie de 'lengua' de tierra que se mete entre los dos municipios”, dijo el intendente. Incluso el hijo de esa familia que está a cargo del campo reconoce que gran parte de la tierra está del lado chileno.

Pero hay otro reclamo. Más al sur, hay 750 hectáreas ocupadas en general por familias chilenas que sin embargo están del lado argentino. “Es un problema por ahora difícil por eso queremos solucionarlo cuanto antes”, agregó Machado. En esas 750 hectáreas también hay dos familias argentinas de apellido Moncalvo y Avilés, que se sumaron a los reclamos. “También hay chilenos que en realidad no saben donde están parados”, detalló el intendente.

“Esto hay que resolverlo. No solo por una cuestión de soberanía entre los dos países sino también para que esas familias sepan en qué país están viviendo y sobre que leyes se rigen”, aseguró Machado quien ya remarcó que ya sostuvo reuniones con el alcalde Opazo para comenzar a acercar posiciones.

En esa zona, al pie de la cordillera, el clima es áspero. Las familias se dedican a la ganadería y a la pesca ya que existen extensos lagos. Por ahora no deja de ser un problema doméstico para los protagonistas. Pero que puede transformarse en no tanto para los dos países.

jueves, 30 de noviembre de 2017

La ocupación territorial marítima del Atlántico sur

Por César Augusto Lerena - Infobae.com
La lamentable desaparición del submarino ARA San Juan puso a la vista de todos los argentinos el descontrol que, en forma sostenida y creciente, se manifiesta en el Atlántico sudoccidental desde hace al menos 40 años. De hecho, mucho peor hoy que la incapacidad en la que se encontraba la Argentina en los recordados episodios de febrero de 1960 en el Golfo Nuevo.
Resultado de imagen para Atlántico sur
Desde 1982, los británicos no sólo están en posesión de los 11.410 kilómetros cuadrados de nuestras islas, sino, lo que es más grave aún, y los sucesivos gobiernos lo han invisibilizado a los argentinos, que estos están ocupando millones de kilómetros cuadrados del territorio marítimo argentino, explotando nuestros recursos naturales, entre ellos, los pesqueros, con los que sostienen la economía de Malvinas y avanzan sobre la exploración de hidrocarburos y minerales.

Todo esto defendido por el Reino Unido con la base misilística más importante del Cono Sur, el importantísimo aeropuerto de Monte Agradable, con dos pistas de asfalto, asiento militar de tropas de la Royal Air Force británica, y las periódicas operaciones marítimas con las que reafirman la ocupación británica de nuestro Atlántico sur y océano Austral, además de reivindicar derechos sobre la Antártida Argentina.
Resultado de imagen para Atlántico sur
A ello debemos sumarle la extracción clandestina de más de un millón de toneladas anuales de recursos pesqueros migratorios, dentro y fuera de la zona económica exclusiva argentina, por parte de embarcaciones extranjeras. Muchas de ellas se reabastecen en puertos del Uruguay y mantienen relaciones de amistad con la Argentina. Tal es el caso de los pesqueros españoles que, con o sin bandera británica de las islas, pescan en aguas argentinas o recursos migratorios de estas.

En este escenario, ¿alguien podría explicar qué hacía el antiguo submarino ARA San Juan sumergido en aguas al este de Malvinas o en el talud continental, cuando todas las autoridades de la Subsecretaría de Pesca, de la Armada y Prefectura conocen perfectamente la posición de los barcos extranjeros que, año tras año, extraen clandestinamente nuestros recursos? Instituciones que además reciben cientos de denuncias de los capitanes de pesca argentinos. Amén de las fotografías satelitales de la NASA que muestran las potentísimas luces de cientos de poteros extranjeros que están a la captura del calamar en el límite de la zona económica exclusiva.

No era necesario que 44 tripulantes y un submarino argentino desaparecieran para darse cuenta de que un amplísimo territorio nacional está sin control. Venimos denunciándolo hace décadas y parece cierto aquello de que los argentinos y nuestros gobiernos viven de espalda al mar. Así nos va.

El autor es referente de Proyecto Sur Mar del Plata, ex candidato a diputado.

lunes, 11 de septiembre de 2017

Argentina expresó su "malestar" a Uruguay por un stand de las Malvinas como "Falklands"

(Clarin.com) - Lo informó Cancillería. Es en el marco de una exposición de ganadería y agroindustria en Montevideo.
Argentina expresó su "malestar" a Uruguay por un stand de las Malvinas como "Falklands"
Política a la uruguaya. El stand de Malvinas en Montevideo. Tomada de la agencia Mercopress

La Cancillería informó anoche que había transmitido su malestar a Uruguay por la inclusión de un stand de comercio y turismo de las Islas Malvinas dentro del puesto que a su vez tenía montado el Reino Unido en la Exposición Internacional de Ganadería y Muestra Internacional Agro-Industrial (Expo-Prado), realizada en Montevideo.

"La Argentina lamenta esta acción que el Gobierno británico viene reiterando desde 2015 y espera contar con la colaboración y comprensión del Gobierno uruguayo y las autoridades de la Feria, a fin de que esta situación no se repita en futuras ediciones del evento", indicó el Palacio San Martín en un comunicado.

La nota de la Cancillería agregó que con anterioridad al inicio de exposición, y a partir de instrucciones de este ministerio, "la Embajada argentina en Montevideo se reunió con autoridades de la Cancillería uruguaya para manifestar enfáticamente el malestar argentino ante la anunciada presencia, en la búsqueda de una solución que se condiga con el apoyo histórico del Gobierno uruguayo en la cuestión Malvinas".

Gestiones del mismo tenor fueron reiteradas al iniciarse dicha exposición, concluyó el comunicado. Con respecto a lo sucedido, una fuente diplomática consultada afirmó a Clarín que esta suele ser una forma reiterada británica, una suerte de "ensayo" y "error" para observar los "límites" de la política exterior argentina.

Es la conducta habitual de un paraíso fiscal asociado a evasores económicos argentinos, que traiciona a la identidad sudamericana. No debe extrañarnos, ya que desde hace mas de medio siglo que se registró el envío periódico de un buque uruguayo con provisiones a las  Islas Malvinas. Para aquellos que les interesa la historia, se puede decir que hasta la creación de este estado fue influido por el accionar de la Gran Bretaña para que ni Brasil y la Argentina gozaran de la soberanía exclusiva de la cuenca Paraná-Uruguay. Recordando las palabras: "Los países no tienen amigos, solo intereses...". Hay que tener memoria...

lunes, 28 de agosto de 2017

Firmará el Gobierno un acuerdo de cooperación con Londres

Resultado de imagen para Vuelve el Irízar
Por Alan Soria Guadalupe - LA NACION

Habrá tareas científicas conjuntas; el Irízar vuelve a navegar.

El deshielo de las relaciones entre la Argentina y el Reino Unido llegará también a la Antártida. El Gobierno ultima los detalles de un convenio de cooperación científica que prevé firmar con Londres este año y que potenciará el trabajo conjunto entre ambos países en ese territorio.

Según explicaron a LA NACION en la Subsecretaría de Malvinas, Antártida y Atlántico Sur, que depende de la Cancillería, el escrito del convenio está "muy avanzado", al punto de que "se está buscando la ocasión para firmarlo".

El entendimiento, que contempla el trabajo científico conjunto en zonas donde no hay disputas de soberanía -como establece el Tratado Antártico en su artículo cuarto-, prevé que se intensifiquen los contactos entre profesionales de ambas naciones y que se genere un mayor intercambio de información y tecnología. Este último punto, explican en el Ministerio de Relaciones Exteriores, será provechoso para la Argentina por los equipos avanzados con los que cuentan los ingleses.

El convenio formalizará los contactos que ya se estuvieron generando estos meses en el territorio y que representan el mayor acercamiento entre ambos países en esa región en los últimos tiempos.

Aunque las conversaciones siempre se limitaron a las áreas no disputadas -al sur del paralelo 60-, no se descarta que en el futuro se negocien trabajos conjuntos más allá de ese límite político. "Éste es un primer paso. Siempre se trató de evitar que haya rispideces en los acuerdos y así hemos tenido mucho éxito", afirman en la Cancillería.

Vuelve el Irízar

Por su parte, la atención en la campaña antártica de este año estará depositada en un histórico protagonista. Diez años después del devastador incendio que dejó inservible al rompehielos Almirante Irízar, los extensos trabajos de restauración concluyeron y se prevé que en los próximos meses la nave vuelva a estar activa, como lo hizo hasta 2007.

Antes, sin embargo, el buque deberá concluir una serie de pruebas que demuestren su capacidad para volver a operar en altamar. Antes de que comience la campaña de verano, el Irízar hará pruebas en el hielo.

Según el Gobierno, la vuelta al ruedo del buque representará un ahorro cuantioso para las arcas estatales, a pesar de que la restauración costó más de US$ 284 millones. Es que una vez que vuelva a funcionar no se gastará en el pago de alquileres de otros buques rompehielos preparados para trabajar en esa región antártica, una práctica que se volvió indispensable mientras el Irízar estaba en arreglo.

Este año tendrá lugar, también, la primera campaña antártica del nuevo canciller, Jorge Faurie. El año pasado viajó Susana Malcorra.

domingo, 6 de agosto de 2017

Sueño blanco: cómo sobrevivir 365 días en la Antártida

Sueño blanco: cómo sobrevivir 365 días en la AntártidaPor Emilia Vexler - Clarin.com
Clarín habló con el cocinero, la experta en geomagnetismo y el jefe de la Base Orcadas a 7 meses de haber anevizado en el fin del mundo.


Foto: Un operativo inédito de la Armada y la Fuerza Aérea Argentina en la Base Orcadas de la Antártida.

Es su cuarta vez en la Antártida pero su primera invernación. Anevizó el 16 de diciembre de 2016 en un grupo de 17 personas. Hoy quedan 16. A 1.100 kilómetros del Polo Sur, está lejos de Villa del Parque, de su segunda esposa y de sus 3 hijos, pero cumplirá con sus compañeros un "sueño blanco" que se da una sola vez en la vida. O que él no va a poder repetir.

Sueño blanco: cómo sobrevivir 365 días en la Antártida
No es un eufemismo. El clima, la comida, la convivencia y un rescate de vida o muerte en los primeros 7 meses de una odisea que arranca la cuenta regresiva en 365 días sobre un continente helado. Volverán al calor el 16 de diciembre próximo. Si el clima lo permite. Si no, el repliegue será los primeros días de enero.


Marcelo Palacios habla con Clarín desde un teléfono fijo que tiene los mismos dígitos y costo de llamada que uno de Buenos Aires pero se conecta a la ficha en la pared de un módulo en el fin del mundo.


Marcelo Palacios, jefe de la base. Es capitán de corbeta, tiene 45 años, y una disciplina militar en el detalle que hace que el frío -llega a los -54ºC- se sienta hasta Capital pero no congele su historia. Es el jefe de la Base Orcadas, la estación ubicada en la Isla Laurie de las islas Orcadas del Sur que da el apoyo logístico a las tareas científicas organizadas por la Dirección Nacional del Antártico y el Instituto Antártico Argentino. Es la más antigua de las 13 bases antárticas de Argentina.
Sueño blanco: cómo sobrevivir 365 días en la Antártida
Las bases antárticas argentinas.

La Armada la mantiene activa todo el año pero este sábado fue noticia por el rescate histórico del suboficial electricista Héctor Bulacio. Una semana antes, el domingo, el hombre de 38 años, sufrió la fractura expuesta del fémur de su pierna derecha y otra fractura en la pierna izquierda. Cayó en una grieta mientras hacía snowboard y requirió cerca de 3.000 kilómetros de vuelo en las condiciones climáticas más que extremas sobre el mar y el aterrizaje de un avión en una pista improvisada sobre un glaciar adyacente. Algo que no se había hecho jamás en los 113 años de presencia argentina.

La Antártida es el continente más frío, más seco, más ventoso y con mayor altura media del planeta. Y es el peor lugar para sufrir un accidente en pleno inverno polar.

Bulacio fue operado 2 veces y hoy se recupera de las lesiones en el Hospital Regional de Ushuaia. Pero el teniente de fragata y médico Pablo Florenciañez-el único en toda la base y quien unto al enfermero lo atendió durante 6 días porque el clima abortó un rescate que estaba listo a las 24 horas- no habla en esta nota.

Se está recuperando del estrés de mantener con vida y sin dolor a un hombre al que ya le faltaba el oxígeno y podía haber muerto en esa Casa de Emergencia de la base.

“Cuando se sale de la seguridad de la base todos deben ir acompañados de al menos una persona y hay puntos de comunicación fijos para notificar dónde se está todo el tiempo. Bulacio estaba con un compañero disfrutando del domingo libre, pero le podría haber pasado durante una patrulla o acompañando a los guardiaparques a buscar datos de los pingüinos", explica Palacios sobre el momento previo a recibir el pedido de auxilio en uno de los 2 handies que carga en su cintura las 24 horas.
Sueño blanco: cómo sobrevivir 365 días en la Antártida
El avión Twin Otter de la Fuerza Aérea que anevizó en la Base Orcadas sobre el glaciar adyacente.

"Los 16 sabíamos qué teníamos que hacer ante una emergencia. Colocar un collar para inmobilizar al herido, abrigarlo, darle los primeros auxilios y atarlo a una tabla rígida. Estuvimos ahí a los 5 minutos", detalla.

Los elegidos

Los seleccionados de la Armada para ir a la Antártida tienen casi un año de entrenamiento de esquí, moto de nieve, bote, evacuación, lucha contra incendios, patrulla, caminatas, escaladas y rescate junto al Ejército Argentino en la Escuela de Capacitación Antártica. Luego llega el "mes de supervivencia" en Caviahue, Neuquén, para empezar a templar el espíritu al sentir el frío de la nieve estando en una carpa especial. "La mayoría de los preseleccionados para invernar un año ya hicieron alguna campaña de días en verano en la Antártida. Este año, de los 17 hay 4 que vienen por primera vez."

Arranca a principios de febrero, un verano antes de vivir en el hielo. Pasan por preselecciones, exhaustivos exámenes psicológicos, físicos y rondas médicas de 2 meses de estudios que incluyen de 2 a 3 visitas al hospital naval por semana. Un diabético tipo 2 -la más común de las diabetes- no puede someterse al aislamiento de un año. Tampoco quien tenga presión baja, cataratas ni otras afecciones que no serían inhabilitantes más que en ese lugar donde sólo se pisa hielo.

Sueño blanco: cómo sobrevivir 365 días en la Antártida
Charla sobre primeros auxilios a cargo del teniente de fragata y médico Pablo Florenciañez.

Aparte del entrenamiento de sus compañeros, el médico recibió una capacitación especial de tres meses en el Hospital Naval Pedro Mallo de Buenos Aires. Rotó por odontología (al momento sólo tuvo que arreglar una amalgama que se salió), cirugía, cardiología, traumatología, kinesiología y oftalmología para adecuarse a cada emergencia. Él administra los remedios: desde el ibuprofeno hasta los de infecciones urinarias producto del frío o el roce con la vestimenta.
Sueño blanco: cómo sobrevivir 365 días en la Antártida
Para no morir en la nieve.
Uno de los grandes mitos del continente blanco es que está lleno de solteros. Ideales para estar concentrados sin extrañar a nadie. "No es así ya. Acá tenemos nada más 4 sin pareja, el resto casados con hijos", señala Palacios, que se declara el más "viejo" de la base. "Se busca a quienes estén es su plenitud física y mental. Entre los 25 y 35 años."

Pero hay una curiosidad que no es mito. A todos los que invernan en la Antártida antes les quitan el apéndice. No hay lugar para una muerte por peritonitis. En marzo ya todos estaban operados.

De los 14 militares que quedaron, 12 son de la Marina y 2 de la Fuerza Aérea.
Sueño blanco: cómo sobrevivir 365 días en la Antártida
Desayuno especial por el Día Internacional de la Mujer.

Pero este año, por primera vez en la historia de la Base Orcadas, invernan a 2 mujeres civiles: la técnica en geomagnetismo y la jefa científica o guardiaparque, Catalina Martínez. "Hago observaciones de lunes a lunes con un instrumento que se llama teodolito. Con eso obtengo mediciones de la inclinación y la declinación del campo magnético terrestre", dice Sabrina Juarez, de Saavedra, soltera y de 34 años, que 2 veces por día camina 100 metros desde la casa central hacia las 2 "casitas de geomagnetismo".

Desde ahí toma los valores y los carga en un sistema que remite mensualmente al Servicio Meteorológico Nacional. Parece algo muy alejado a nuestro día a día pero Sabrina explica por qué es importante ver esas variaciones: "A menor magnetismo, mayor radiación solar ingresando a la atmósfera terrestre. De esa protección del campo magnético depende la fauna y flora".

El aislamiento

No hay posibilidad de arrepentirse. ​Cuando llegan en rompehielos a la base, los 17 elegidos quedan solos hasta que se descongela totalmente la Bahía Scotia, al sur.

La bases Marambio, Carlini y Esperanza -la más grande, con 54 personas- son las que más contacto tienen ya que realizan vuelos entre sí. No es el caso de Orcadas donde no se ve el espectáculo natural de luces de las auroras australes.
Sueño blanco: cómo sobrevivir 365 días en la Antártida
Aurora austral sobre la Base Belgrano II, Antártida, el sábado 27 de mayo de 2017 (Servicio Meteorológico Nacional)

Junto a las otras dos del Ejército, la San Martín y la Belgrano II -la más austral de todas, con 4 meses de noche total y 4 de intenso día-, es la que queda más aislada en el fin del mundo durante el invierno polar. "La bahía norte tiene enormes placas de hielo. Un viaje desde acá hasta Buenos Aires duraría más de 10 días", ejemplifica Palacios.

Sueño blanco: cómo sobrevivir 365 días en la Antártida
"Lo más difícil de estar acá es el comportamiento humano. Si bien pasamos casi un año juntos en todo el entrenamiento y los estudios, esto es como una gran familia y hay que saber respetar los momentos del otro."


En esta época la noche ya se está haciendo de día. "Por suerte, a las 7:30 ya tenemos luz y a las 16:30 es de noche. De a poquito vamos a recuperar la normalidad."


Colocan una veleta para obtener la dirección del viento sobre el Monte Mossman

En julio, Palacios veía el sol recién a las 8:30 y su cuerpo se tenía que adaptar a un ritmo cicardiano -los cambios físicos, mentales y conductuales que siguen un ciclo de luz y oscuridad dentro de 24 horas- donde para las 15:30 afuera ya nada se veía.

"Al haber tantas horas de noche el cuerpo baja tu nivel de actividad. Te levantás de noche y te acostás de noche. Te acostás a las 5 de la tarde y podés dormir hasta el otro día a las 8 de la mañana", advierte.

"Es la oscuridad misma." Por eso es vital estar activo y mantener horarios estrictos. "El cuerpo tiende a querer acostarse en pleno día. Porque es de noche."

En Orcadas todo está programado: la hora para levantarse (6:30), el desayuno (de 7 a 8, luego llega la formación general donde se dan las directivas de las actividades diarias), el almuerzo (a las 13), la merienda (a las 17), la cena (a las 20:30). Todo "sí o sí".

Cronometrados "hasta los momentos de esparcimiento a la tarde -donde los 16 aprovechan la lenta internet de la base para hablar por WhatsApp con sus familiares- antes o después de la labor".

Los militares y las dos civiles hacen turnos de día y noche -porque no siguen las horas sol del resto del mundo-, incluso los sábados a la tarde. Ese día -también sí o sí- hay pizza. Los domingos ven la nueva temporada de Game of Thrones y, de vez en cuando, hay torneos de pool y metegol.

Está la cocina, el comedor, la sala de estar, la enfermería, y el gabinete de los guardiaparques. Los suboficiales y las civiles viven en módulos individuales -los llaman camarotes- intercomunicados por pasillos. Palacios, el subjefe de la base, el teniente de navío Santos López y el médico viven en otro sector de módulos.

Hay tres baños compartidos. Uno es exclusivo para las mujeres. En las duchas se gira un cartelito con un pingüino para indicar que adentro se está bañando un hombre o una mujer. "No es que hay cola. A la semana ya estábamos organizados. En eso es todo armonioso." Cada uno es responsable de la higiene de su camarote y dos veces por semana está estipulada la limpieza general de la base. Se asigna un sector y se va rotando "para que el baño no le toque siempre al mismo".

La comida

El hielo y la vida saludable en condiciones extremas no hace que los 16 dejen a un lado el paladar argento.​Chizitos, papas fritas, fiambre, turrones y fernet -todo en su justa medida- se pueden encontrar en el depósito de comida de Orcadas junto a las carnes, frutas y verduras congeladas y en lata. Pero eso sólo es "picoteo". El clima obliga a consumir casi el doble de calorías que en el continente: unas 3.500 diarias, especialmente si se se hace algún desplazamiento a la intemperie.

Se quedan un año pero, ante cualquier eventualidad en las heladeras o conservas que los pueda lleva a la muerte por inanición, tienen comida para 1 año y medio racionalizada por mes.
Sueño blanco: cómo sobrevivir 365 días en la Antártida
La despensa de la casa principal. Ahí se guarda la mayor cantidad de víveres.

El más chico de la base a la vez es el cocinero. Un miembro fundamental para todos. Y esa es la gran diferencia para quienes comparan el estilo de vida de los invernantes de la Antártida con los astronautas. Les hace hasta milanesas napolitanas. Además de los platos preferidos de cada cumpleañero. Ya sabe que Sabrina quiere asado para su festejo, en octubre.

"Hacemos un menú semanal con el doctor para respetar las vitaminas y energías necesarias y vamos evaluando los gustos de todos. Por ejemplo, a Palacios no le gusta el morrón y a otros no les gusta el pescado, y tengo en cuenta eso en los platos de cada uno", dice a Clarín Matías Bonfigli, de 25 años y de Puerto Belgrano en Punta Alta, que cocina de lunes a sábado y descansa los domingos, cuando el jefe de la base toma su lugar. ​

Es la primera vez que pisa la Antártida. Hace el pan y las facturas. Soltero y sin hijos, este jueves hizo milanesas de pescado con guarnición de remolachas que descongeló para el almuerzo.

"Preparo un mediodía fuerte y una cena liviana. Necesitan mucha energía para estar afuera. Los fines de semana puedo llegar a hacer tacos o rabas. Las cenas grupales de los sábados son parte de la integración del grupo. Que a veces se pone muy duro esto de estar aislado."

Durante el verano toman el agua directamente de un pozo que​ se llena del deshielo. Son dos tanques de 9.000 litros cada uno. "Para cuando comienza el invierno tenemos un derretidor de nieve", dice Palacios. Es una enorme pileta de acero inoxidable con un serpentín de aceite caliente que derrite las bateas con nieve.

La temperatura es tan tenaz que salir sin guantes es sinónimo a perder dedos por hipotermia. Así y todo, lo que los 16 elegidos más extrañan en estos 7 meses de invernación, justamente, son "los frescos". Con ellos llega la carga de acelga, berenjena, zapallo, papa, zanahoria, manzana y naranja. Se deben consumir lo antes posible para que no se echen a perder. "¡Lo que daría hoy por comer una ensalada de lechuga y tomate o una de rúcula!", bromea el capitán Palacios, que en su carrera también hizo campañas de 4 meses en el rompehielos Irízar.

Es que -también a diferencia de los astronautas- no pueden crear una huerta. Argentina firmó el Tratado Antártico el 1° de diciembre de 1959 y con eso aceptó que no puede hacer nada que modifique el medio ambiente del fin del mundo. Por ejemplo, se prohíbe llevar animales o semillas.

Sueño blanco: cómo sobrevivir 365 días en la Antártida
Ceremonia del 9 de julio
La basura vuelve con ellos, no se deja nada. "Nada puede quedar al alcance de las aves predadoras, como los cormoranes. Si se nos cae algo en el camino y lo agarra un ave, puede generar una variación en la cadena alimenticia." 

Los desechos se clasifican en 4 tachos: latas, vidrios, plásticos y orgánicos. También se hace un tratamiento de los residuos peligrosos: combustible, grasa, aceite, que surgen del mantenimiento y la reparación de los equipos. Todo se guarda en tambores de 200 litros, sellados y codificados. Se pasa un parte mensual de lo que se acumula para el estudio de cómo trasladar la basura a Buenos Aires ya clasificada.

La energía la genera el gasoil antártico de YPF, con un aditivo anticongelante.

El sueño blanco

"Te levantás a la mañana, salís y ves la Bahía Scotia. El blanco no termina nunca. Es de una inmensidad que te deja sin palabras. Si bien es todo del mismo color, blanco, ves día a día cómo va cambiando el paisaje, un viento norte puede despejar la bahía o uno sur puede acumular el hielo. Ya cuando ves el 'viento blanco' no la podés creer", relata Palacios.

Durante 2 días seguidos fue testigo de vientos de 110 km por hora que hacen que nada sea visible 10 metros después de las pupilas. Eso podría representarse como una habitación inmaculada, sin bordes ni vértices, que a una persona sin preparación podría llevar a la locura.

A él lo hunde en un sueño blanco en el que hoy quedan 16 argentinos.

viernes, 4 de agosto de 2017

Denuncian que Bolivia corrió 100 metros la frontera con Argentina en Salta

(Telefe Noticias) - El gobierno del país vecino habría corrido el límite entre ambas naciones hace un mes. Un funcionario salteño aseguró que llevará el tema a Cancillería.

Los vecinos de Salvador Mazza, una localidad salteña que se encuentra en la frontera entre Argentina y Bolivia, denuncian que el país vecino corrió hace un mes los hitos que marcan el límite entre ambas naciones unos cien metros, por lo que Argentina habría perdido una parte de su territorio.

Según trascendió, los bolivianos desenterraron los viejos hitos y colocaron los nuevos cien metros adentro para el lado argentino. La denuncia la hizo el periodista argentino Raúl Costes, quién cruzó la frontera y pudo constatar que el gobierno de Bolivia inauguró los nuevos monolitos y dejaron los pozos de los antiguos hitos.

En el lugar estuvo el ministro de seguridad de Salta, Carlos Oliver, quien pudo ver como se corrió la frontera y prometió denunciarlo en Cancillería.

Fotos: Gentileza Raúl Costes

miércoles, 2 de agosto de 2017

Avión desaparecido en el Delta: el misterio del control aéreo

Por Fernando Morales - Infobae.com
Cuando “desaparece” un avión y a más de siete días de ocurrido el hecho nadie, absolutamente nadie es capaz de decir a ciencia cierta si la nave pasó a la clandestinidad o tuvo un accidente, la cosa se complica.

La columna de hoy pretende algo que, al parecer, no está lo suficientemente internalizado a nivel social, ni tampoco, lamentablemente, en los diferentes estamentos del Estado responsables de la conducción de algunas áreas sensibles de la nación.

Debemos reconocer que los argentinos somos excelentes cultores del valor de la palabra "soberanía". Desde la sacrosanta reivindicación de dominio sobre nuestras Islas Malvinas hasta la soberanía económica y cultural, la palabrita nos motiva y entona para darle pelea al que se atreva a cuestionar nuestra argentinidad. La nación argentina, su mar adyacente y su espacio aéreo configuran un todo indivisible donde el Estado nacional ejerce soberanía plena, política, policial, económica y tantas otras. Pero lamentablemente la pregunta subyacente e inevitable es: ¿la ejerce realmente?

Aun a riesgo de reiterarme una y mil veces, repito que al parecer las estrecheces presupuestarias y las urgencias terrenales (entiendo por tales las que suceden en la porción terrestre de nuestro país) dejan un tanto desguarnecidos a nuestros mares y cielos, los que en general se cuidan solos, hasta que algún hecho casi siempre trágico nos tuerce la mirada hacia las costas o nos hace levantarla hacia el firmamento.

Dentro de todo, las contingencias marítimas son atendidas por la propia gente de mar. El brazo del Estado a través de la Prefectura Naval y la Armada siempre estará para dar una mano en la emergencia. Los funcionarios políticos de turno saben que, incluso con medios siempre escasos y con más talento personal que tecnología, la vocación de servicio de los uniformados hace milagros. Al menos algunas veces.
Resultado de imagen para Avión desaparecido en el Delta
Ello no es óbice para dejar de marcar que papá Estado no presta demasiada atención a lo que sucede mar adentro y, cuando ocurre una tragedia, como la de hace algunos días, el naufragio de un pesquero que se cobró diez vidas, la culpa termina siendo de quien ya no está entre los vivos para defenderse.

Ahora, el aire es otra cosa. Durante muchos años la actividad de la aeronáutica civil estuvo atada al férreo control de la Fuerza Aérea Argentina. Brigadieres y comodoros reglamentaban y decidían sobre todo aquello que no era regulado de alguna forma por la normativa internacional, y con mayor o menor razón, desde los sectores de la aviación civil se reclamaba con vehemencia "el fin de la pesada bota militar en el control de una actividad netamente comercial". Suena sensato mientras no desafine, claro está.
Resultado de imagen para Avión desaparecido en el Delta
Con la tradicional épica K se le quitó a la Fuerza Aérea el manejo de las torres de control de los aeropuertos. Luego, por un paro gremial de controladores, se lo devolvimos y después, se lo quitamos de nuevo. Además, se creó la policía de seguridad aeroportuaria, cuidando bien de que en sus formas y en su fondo quedara en claro que nada tenía que ver con la vieja y "facha" Policía Aeronáutica. Sus funciones nada tienen que ver con la seguridad de los vuelos, sino más bien se ocupan del orden y la seguridad de los aeropuertos, aunque también se los puede ver allanando el domicilio de algún funcionario procesado o en lugares en los que no vuela ni un avión de papel.

También se creó al ANAC, que viene a ser la Administración Nacional de Aviación Civil, entidad que entiende en todo lo relacionado con la habilitación de personal de vuelo, control de aeronaves y alguna que otra cosa más. En el afán de sumar a la confusión general, ahora tenemos también a la EANA, Empresa Argentina de Navegación Aérea, cuya principal función es la de atender lo vinculado con las aeronaves en vuelo y competir con la anteriormente nombrada ANAC por el control de cualquier cosa que vuele, desde un drone hasta el más sofisticado avión comercial.

Mientras todo anda bien, es como que nada pasa, que nada hace ruido, que nada huele mal. Ahora, cuando "desaparece" un avión y a más de siete días de ocurrido el hecho nadie, absolutamente nadie es capaz de decir a ciencia cierta si la nave pasó a la clandestinidad o tuvo un accidente, la cosa se complica.

SAR es un apocope de la frase search and rescue, es decir, 'búsqueda y rescate'. Hay un SAR marítimo y un SAR aéreo, lo que indica la existencia, al menos en teoría, de una estructura de medios, personal apto y dispuesto a entrar en acción ante un acaecimiento marítimo, aéreo o mixto.

En el agua, la Armada ejerce el papel de autoridad de búsqueda y rescate. En general, los distintos acontecimientos suelen ser atendidos con los medios de la Prefectura Naval, que opera como organismo subsidiario de esa responsabilidad de la marina militar.

En el aire, debería suceder algo parecido, pero, a la luz de lo que informan los propios funcionarios de las entidades aéreas civiles (una de ellas con formato de empresa y no de autoridad), en el presupuesto nacional no hay partida presupuestaria para el SAR aéreo. Tampoco hay medios propios de búsqueda, no hay protocolos definitivamente uniformes para proceder y tal como pasa en este preciso momento, ante un hecho determinado, se arma un comité de crisis que parece más bien un grupo de autoayuda.

Llega la emergencia y los radares no andan o no andan como deberían, entonces, al margen de que el avión siniestrado tuviera o no tuviera el transponder encendido, sólo un radar militar detectó su eco-radar en una pantalla. ¿Y entonces qué hacemos? "Larguemos el llamado a la solidaridad, que vengan la Fuerza Aérea, a la que habíamos echado, la Gendarmería y la Prefectura, que se sumen la Armada y las fuerzas vivas del lugar". Aunque no lo crea, mi querido amigo, hasta se requirieron los servicios de una médium. Todo supervisado por la jueza que entiende en la causa, y la presidente de la Junta de Accidentes, más el asesoramiento de conspicuos pilotos civiles con experiencia en vuelo, pero que obviamente no son rescatistas.

Todo dependiendo del Ministerio de Transportes de la Nación, el mismo que acaba de destinar doscientos millones de pesos a una Dirección de Bicicletas que depende de una Dirección Nacional de Transporte sin Motor, pero que no cuenta con los menores medios para ejercer de por sí un mediano control del espacio aéreo nacional y mucho menos para encarar un rescate.

Parafraseando a una diputada de la nación, "reflexionemos", hoy es tarde para hacer un papel medianamente decoroso en la búsqueda y el rescate del avión recientemente siniestrado. Pero estamos a tiempo de comenzar a prepararnos para la próxima contingencia, la que, por mucho que deseemos, no podremos evitar para siempre.

Nunca podrá, ni la mejor estructura de control ni la existencia del mejor plantel de profesionales, evitar que la desgracia o la negligencia originen un accidente, pero tal vez sí podremos evitar lo que hoy sucede cuando vemos a algunos funcionarios desconcertados, otros, aterrados y, lo peor, descubrir la ausencia en la escena de los máximos responsables de un área que hace rato está huérfana y a la deriva.

domingo, 9 de julio de 2017

9 de Julio: Macri encabezó el festejo patrio a bordo de la Fragata Libertad en Alemania

(Infobae.com) - Desde el puerto de Hamburgo, el Presidente llamó a "aportar al gran sueño de una Argentina unida"
(@Armada_Arg)
El presidente Mauricio Macri encabezó la ceremonia por el 9 de Julio a bordo de la Fragata Libertad, desde el muelle de Überseebrücke en la ciudad alemana Hamburgo, para conmemorar el 201 aniversario de la Independencia.

En su discurso, Macri llamó a "seguir trabajando juntos para aportar a la construcción del gran sueño de una Argentina unida con oportunidades para su gente en cada provincia", y destacó que "ser independientes significa que nuestro futuro depende de nosotros". "Los argentinos estamos listos para asumir un rol protagónico en el escenario mundial y para ser parte de las respuestas a los desafíos globales más urgentes, pero el más importante es sacar a millones de argentinos de la pobreza", afirmó.
(@Armada_Arg)
El jefe de Estado, acompañado por su esposa, Juliana Awada, arribó cerca de las 9.30 (4.30 hora Argentina) al Buque Escuela de la Armada para realizar el tradicional izado de pabellón.

Macri agradeció a la tripulación del buque escuela, que desde el 22 de junio pasado está recorriendo puertos europeos en el marco de su viaje anual de instrucción, "por habernos traído este pedacito de la Argentina en un día tan importante".

El festejo a la distancia contó con la presencia de los ministros de Relaciones Exteriores, Jorge Faurie; y de Hacienda, Nicolás Dujovne, el jefe de la Armada, almirante Marcelo Eduardo Srur, y el presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó. "Le mando un abrazo a cada argentino que está celebrando este día en cada rincón del país. Viva la patria!", exclamó el Presidente.

Luego, el mandatario invitó a todos los presentes a compartir el tradicional chocolate patrio a bordo de la fragata.

Además, el buque abrirá sus puertas al público, de 13 a 17.30, en el marco de los festejos por el 201 aniversario de la Declaración de la Independencia.
Durante su estadía en Alemania, la Fragata participará de una serie de actividades protocolares, entre las que se encuentra la visita a la Base Naval de la Flota 1 de Misiones en la ciudad de Kiel, el Centro de Capacitación y Formación Naval de las Fuerzas Armadas alemanas, las instalaciones del Museo Naval y de la Escuela de Suboficiales. El Buque Escuela permanecerá hasta el lunes 10 para luego dirigirse a Malmo, en Suecia, su próximo destino.

domingo, 2 de julio de 2017

Plan de modernización de las Estaciones británicas en la Antartida​

Debido a la entrada en servicio del RRS Sir David Attenborough en el verano de 2019/2020, el gobierno británico decidió invertir fuertemente en la infraestructura de sus estaciones antárticas y subantárticas. Se está finalizando un importante plan de revitalización que involucra dos ejes: (1) adaptación de las bases para recibir el nuevo buque; y (2) la modernización general de los edificios.
[​IMG]
Las obras serán realizadas por el contratista inglés BAM Nuttall, con el grupo danés Ramboll prestando consultoría para el British Antarctic Survey (BAS). A excepción de Halley VI, que abrió sus puertas en 2012 y está relativamente lejos de la costa, todas las estaciones de investigación recibirán mejoras, a un costo que puede llegar a £100 millones durante siete a diez años.
Dos de los proyectos están bien adelantados y su construcción debe comenzar el próximo verano: la ampliación del muelle de Rothera y la modernización de la estación de la isla subantártica Pájaro (Bird Island), en las Georgias del Sur.

En la base Bird, un nuevo muelle reemplazará al existente, permitiendo que la base reciba la barcaza de carga del buque a partir de 2019. Dado que el nuevo RRS Sir David Attenborough va a relevar los existentes RRS James Clark Ross y RRS Ernest Shackleton, sus visitas serán menos frecuentes, lo que requerirá una mayor capacidad de almacenamiento in situ. Por eso, el depósito actual (Beck’s House) será demolido y sustituído por outro más grande –esa deberá ser la primera obra que se completará, alrededor de abril de 2018, según el video del enlace abajo:
[​IMG]
La estación Bird actualmente

En la base Rothera, la más grande operada por el Reino Unido, la extensión del muelle es necesaria debido a las dimensiones de la futura nave polar de BAS. Será unos 30 m más larga que los actuales buques, además de poseer mayor calado. Debido a su peso y tamaño, una vez amarrada la nueva embarcación ejercerá fuerzas mucho mayores que las normalmente aplicadas en el atraque existente. Además de tener elementos estructurales más reforzados, el muelle será extendido hacia el sur, ganando mayor profundidad, y también se alargará hacia el este y el oeste. Más aun, se construirá una rampa (slipway) para las operaciones con botes. La conclusión se espera para marzo de 2019, como indica el video del enlace a continuación:
[​IMG]
La base Rothera, vista desde el sur
[​IMG]
El muelle actual

Otras actividades están planeadas para Rothera, pero todavía no se sabe más detalles ni fechas de finalización. La base se someterá a una remodelación completa, con renovación de gran parte de su infraestructura. El hangar será reformado y ampliado, la pista de aterrizaje pasará por mantenimiento y se instalarán nuevos tanques de combustible. La mayoría de los edificios (destinados a alojamiento, operaciones y almacenamiento, entre otros) también serán reemplazados.

[​IMG]
Rothera

Para la base KEP, en Punta Coronel Zelaya (King Edward Point), islas Georgias del Sur, un muelle mayor (con una nueva slipway) para recibir el RRS Sir David Attenborough está siendo diseñado, así como instalaciones de almacenamiento redimensionadas y un nuevo edificio de bioseguridad. Se espera que la construcción ocurra entre 2019 y 2020.

[​IMG]
Muelle de la estación KEP, con el edificio blanco de bioseguridad justo detrás

La estación Signy, en las Islas Orcadas del Sur, ganará un plan diretor completo, que abarcará la ampliación del muelle (para el acceso de la barcaza del buque) y la erección de nuevos edificios para sustituir a los más antiguos. No hay fecha programada para estas obras.
[​IMG]
Base Signy 

También se menciona la modernización de la sede de BAS en Cambridge, inversiones en eficiencia energética (que tienen impacto directo en la cantidad de combustible transportado) y el desarrollo de capacidad de almacenamiento cerca del continente austral, en las Islas Malvinas o en Punta Arenas.
[​IMG]
Actual cadena de suministro marítimo y aéreo de BAS

Los británicos creen que una red bien dimensionada de depósitos, tanto en las estaciones como en puntos-clave de la cadena de suministro, ayudará a satisfacer sus necesidades de transporte marítimo de manera adecuada. De hecho, la entrada del RRS Sir David Attenborough en servicio afectará significativamente las operaciones de BAS: el nuevo buque reemplazará a dos embarcaciones diferentes, que básicamente cumplen funciones distintas (el Shackleton se encarga del apoyo logístico, mientras que el James Clark Ross también realiza investigación oceanográfica). Garantizar que la futura nave ofrezca tanto los días de mar necesarios para la actividad científica como el transporte de carga en el volumen requerido será un gran desafío para el British Antarctic Survey.

Fuente: https://www.zona-militar.com/foros/threads/asuntos-ant%C3%A1rticos.10130/page-98

Sin palabras... Son las Malvinas y algo mas...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...