martes, 13 de abril de 2010

EE.UU. y Brasil estrechan sus lazos con un acuerdo militar

Facilitará el intercambio de información y la venta de armas entre ambos países
FOTO El secretario de Defensa norteamericano, Robert Gates, acompaña a su par brasileño, Nelson Jobim, al ingresar en el Pentágono

A menos de cinco meses de haber cerrado con Colombia un polémico pacto que levantó airadas protestas en la región, Estados Unidos suscribió ayer con Brasil un acuerdo militar que facilitará la compra y venta de armamentos y flexibilizará los contactos entre ambas fuerzas armadas.
El nuevo convenio de cooperación militar reemplazará al que fue denunciado unilateralmente por el gobierno de Brasilia en 1977, durante la última dictadura militar, que estuvo en el poder en el país sudamericano entre 1964 y 1985.

A diferencia del acuerdo firmado recientemente entre Estados Unidos y Colombia, que generó polémica, preocupación y un debate en las más altas esferas de la región, el pacto que suscribieron ayer en Washington el secretario de Defensa norteamericano, Robert Gates, y su par brasileño, Nelson Jobim, no comprende la construcción ni el uso de bases militares en territorio brasileño por parte de las tropas norteamericanas.

Según la cancillería brasileña, el acuerdo busca "perfeccionar" la cooperación con Estados Unidos en áreas como visitas de delegaciones de alto nivel, contactos a nivel técnico, encuentros entre instituciones de defensa, intercambio de estudiantes, instructores y personal de entrenamiento, visitas de navíos, iniciativas comerciales sobre defensa y proyectos de tecnología militar.
Sin embargo, fuentes del Pentágono admitieron que el nuevo documento formaliza la cooperación militar entre ambos países y establece "un mecanismo con el que se espera comenzar a profundizar esta relación".

A fin de evitar susceptibilidades en los aliados regionales de Brasilia, el texto no menciona aspectos polémicos que hicieron que el acuerdo militar Washington-Bogotá generara tanta resistencia, incluso la brasileña, sobre todo la posibilidad de que los soldados estadounidenses utilicen bases colombianas o eximir a las tropas norteamericanas de la jurisdicción de la Corte Penal Internacional.

El pacto incluye una cláusula que expresa "respeto a los principios de igualdad soberana de los Estados, de integridad e inviolabilidad territorial y de no intervención en los asuntos internos de otros Estados", según un comunicado de la delegación brasileña. El nuevo acuerdo también le permitirá a Brasil prepararse para el nuevo tipo de amenaza bélica, la llamada "guerra asimétrica", en la que no hay una definición clara del enemigo, y un amplio intercambio de conocimiento y de inteligencia para permitirles a los países, por ejemplo, anticiparse a ataques terroristas.

Según fuentes diplomáticas brasileñas, el acuerdo se discutía entre los dos países desde el gobierno del republicano George W. Bush. No obstante, fue en los últimos meses cuando tomó forma, ya que la anterior administración norteamericana presionaba para que sus tropas utilizaran las instalaciones militares de Brasil.

El año pasado, la relación bilateral atravesó momentos de tensión debido a diferencias en varios temas. La alianza militar entre Estados Unidos y Colombia había irritado a Brasilia, que criticó la "falta de transparencia" del acuerdo y pidió explicaciones a ambos países.
Este acuerdo también podría explicarse como un gesto de Brasil hacia Estados Unidos, luego de haber mantenido posiciones encontradas respecto del programa nuclear iraní, sospechado por Occidente de perseguir fines militares.

Fuente: Agencias ANSA, DPA, EFE y AP

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Los comentarios mal redactados y/o con empleo de palabras que denoten insultos y que no tienen relación con el tema no serán publicados.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...